Publicado:
Tamaño letra:

Estrabismo

Información médica cedida por el IMO Instituto de Microcirugía Ocular

Estrabismo

¿Que es?

El estrabismo es una patología del sistema visual que consiste en la pérdida del paralelismo de los ojos. Es decir, cada ojo mirará hacia una dirección y nosotros lo que observamos es una desviación ocular.

La desviación puede ser en cualquier dirección: hacia adentro o ENDOTROPIA, hacia fuera o EXOTROPIA, hacia arriba o HIPERTROPIA, o hacia abajo o HIPOTROPIA.

Existen diferentes tipos de estrabismo, cada uno de ellos con unas características clínicas, edad de debut, pronóstico y tratamiento diferentes ( ver cada uno de ellos en el glosario siguiente)

Estrabismo

Estrabismo

Pero no lo vemos desviar todo el tiempo.. ¿puede ser?

La desviación no siempre es constante, si no que a menudo se presenta de forma intermitente, siendo más frecuente y evidente en estados de cansancio o debilidad ( un proceso febril, sueño, al final del día etc..) Es por este motivo que algunas veces puede ser difícil realizar su diagnóstico con una primera visita al oftalmólogo, ya que dado su carácter intermitente puede no ser detectado. Por este motivo las revisiones sucesivas son muy importantes si existe la sospecha por parte de los padres.

¿Y a qué edad se suele presentar?

Existen tipos de estrabismos que se presentan ya desde muy bebé antes de los 6 meses de vida (estrabismo congénito) y otros que aparecen años más tarde. Incluso hay estrabismos de aparición en la edad adulta.

¿Es un ojo o los dos?

Al estrabismo ser la pérdida de paralelismo entre ambos ojos siempre será uno con respecto al otro. Puede existir una clara dominancia y que siempre mire por ejemplo con el ojo derecho y desvíe el izquierdo, pero también puede ocurrir que exista alternancia ocular, es decir, a ratos mira con el derecho desviando entonces el izquierdo y al momento siguiente mire con el izquierdo desviando entonces el derecho.

Que exista una clara dominancia puede indicar que el estrabismo se acompaña de ojo gandul o amblíope ( ver glosario ) ya que el ojo que permanece mayoritariamente desviado se “usa” menos y se vuelve vago o gandul. Por lo tanto, que el estrabismo sea alternante suele indicar una similar visón por ambos ojos.

Estrabismo

¿A qué es debido?

Existen diferentes factores que pueden influir en la aparición de un estrabismo. Entre los factores oftalmológicos, el primero que se debe estudiar es la asociación con defectos refractivos (necesidad de corrección óptica o también la mala visión de un ojo. En última instancia el control del alineamiento ocular se produce en el cerebro, por lo tanto cualquier estado de “sobrecarga” para el sistema nervioso central podrá descompensar un estrabismo, por ejemplo un cuadro febril grave, una enfermedad o inclusos un estrés psíquico importante para el niño (por ejemplo un cambio de colegio, separación de padres etc..)

¿Qué consecuencias puede tener para mi hijo su estrabismo?

La consecuencia más grave del estrabismo es la AMBLIOPÍA. ¿Pero por qué se produce? Al estar los ojos desviados cada uno apuntará en una dirección y el cerebro del niño que presenta una gran capacidad de adaptación para evitar esa situación anómala eliminará o suprimirá la visión de uno de los ojos para de esa manera no ver doble. Por lo tanto poco a poco se irá utilizando menos uno de los ojos y se irá volviendo vago o ambliopizándose. Otra consecuencia del estrabismo es la pérdida de la “visión binocular”. Es decir, la capacidad de ver en relieve, cálculo de distancias y visión estereoscópica o 3-D. Y tampoco debemos olvidarnos del efecto estético y psicológico que puede comportar el propio ojo desviado en nuestros hijos.

¿Cómo se trata el estrabismo?

Siempre se deberá realizar una revisión oftalmológica completa valorando el grado de desviación, motilidad ocular, refracción bajo cicloplejia y fondo de ojo. De esta manera se identificarán factores asociados como defectos refractivos y se descartarán patologías oculares asociadas que podrían dar una baja visión y secundariamente una desviación ocular (p.ej. una toxoplasmosis congénita o un desprendimiento de retina). Si existe un defecto refractivo en primer lugar este deberá ser tratado mediante corrección óptica. En muchos casos la corrección óptica (gafas o lentillas), por si sola curará el estrabismo. A continuación, en los casos en que se halla desarrollado una ambliopía se deberá recuperar la visión de ese ojo ( ver tratamiento de la ambliopía). La forma más eficaz para recuperar la visión será tapar el ojo sano (oclusión con parche) y así hacer trabajar más al ojo vago. Una vez corregidos los defectos ópticos y recuperada la ambliopía, si persiste la desviación se realiza cirugía de estrabismo.

¿En qué consiste la cirugía de estrabismo?

En la cirugía de estrabismo se operan los músculos oculomotores. Son seis músculos en cada ojo encargados de mover el globo ocular mediante mecanismos de poleas o riendas. Durante la cirugía se refuerzan o debilitan los músculos responsables de la desviación ocular. De esta manera, por ejemplo, si un niño tiene una desviación hacia la nariz o endotropia se debilitarían o aflojarían (retroceso muscular) los músculos Rectos Medios, los cuales mueven los ojos hacia adentro. Al debilitarlos los ojos se enderezan. La cirugía dada la edad de los pacientes se realiza bajo anestesia general y de forma ambulatoria, por lo que habitualmente no requiere ingreso hospitalario.

Estrabismo

Volver al menú Oftalmología.

Información médica cedida por:
 
Menu: Oftalmología
Salida 7 de la Ronda de Dalt (lado montaña).
C/ Josep María Lladó nº 3
Tel. +34 93 253 15 00
08017 Barcelona
Spain

Links de interés

IMO

Por favor regístrese o haga login para añadir sus comentarios a este artículo.
Conoce a Salud
Encuentranos en Facebook
Síguenos en Twitter